1 febrero 2017

granola

El otro día, hice (mi primera) granola. Si llego a saber que estaba tan buena y que me iba a apañar tan bien los desayunos, la hubiera hecho antes :)

Para hacer esta granola, he usado esta mezcla de semillas ecológicas que compré hace tiempo, avena también eco que compré en Renobell y unos arándanos.

granola arándanos

RECETA PARA HACER GRANOLA

Receta adaptada de aquí. Más que adaptada, he puesto las cantidades que me ha parecido y he obviado algún ingrediente. Es una receta tan básica que la puedes modificar a tu gusto.

Ingredientes

  • 125 g de arándanos secos
  • 150 g de copos de avena
  • 75 g de azúcar moreno (la próxima vez, probaré con mucha menos cantidad de azúcar. Como la hago con la intención de comerla a diario, necesito que lleve el menor azúcar posible).
  • 75 ml de aceite de oliva (yo utilicé uno de arbequina virgen extra) o de girasol
  • 75 ml de miel de flores
  • Mezcla de 6 semillas ecológicas (lino, mijo, semillas de amapola, semillas de calabaza, sésamo tostado y semillas de girasol). Yo eché un montón en la bandeja, sin pesar. Si quieres una medida aproximada, la receta original utiliza 50 g de semillas de girasol, 50 g de semillas de calabaza, 5 cucharaditas de lino y 3 de sésamo.

Si te sobran semillas, puedes incorporarlas a alguno de estos panes.

Elaboración

Ponemos la avena y las semillas en la bandeja del horno (con papel de horno). Horneamos a 180º durante 8-10 minutos.

En este tiempo, ponemos en un cazo al fuego la miel, el aceite y el azúcar hasta que quede derretido y líquido.

Sacamos la bandeja del horno y pasamos la mezcla de semillas y avena a un bol. Incorporamos los arándanos y vertemos el líquido. Removemos. Pasamos la mezcla a un molde (cubierto con papel de horno). A falta de molde, se puede utilizar la propia bandeja del horno. Extendemos la mezcla y aplanamos.

Horneamos durante 25 minutos a 180º. Dejamos enfriar. Una vez fría, cortamos trocitos de granola y la guardamos en un bol hermético.

Con yogur, está súper buena ^_^

  • Tengo ganas de probar a hacer una granola con cardamomo y gingibre. Creo que tiene que ser la bomba de bueno!