12 abril 2015

cinnamon rolls

Los hice hace tiempo de chocolate pero ayer me dio un ataque antojil de bollos de canela. Están tan buenos y blanditos…

Aproveché para estrenar el platito súper cuqui de Imuusk que compré hace un par de años en el Festivalet ^_^

cinnamon buns

RECETA DE BOLLOS DE CANELA (CINNAMON ROLLS)

La receta, de King Arthur Flour, la vi en el (imprescindible) blog de Circe, Un pedazo de pan.

Con estas cantidades salen 12 bollos de canela.

Ingredientes para la masa

  • 500 g de harina de fuerza (yo utilicé harina panificable de trigo blanca de Rincón del Segura)
  • 100 g de azúcar
  • 60 g de mantequilla
  • 1 huevo
  • 250 ml de yogur natural (o queso crema o quark)
  • 1 cucharadita de sal
  • 15 g de levadura fresca o 5 g de levadura seca

La receta no lo indicaba pero la próxima vez probaré a añadir una cucharadita de canela a la masa.

Ingredientes para el relleno (aumenté las cantidades del relleno de la receta original)

  • 50 g de mantequilla derretida
  • 2 cucharaditas de canela (y creo que, para la próxima vez, aún echaría más canela)
  • 100 g de azúcar

Elaboración

Ponemos todos los ingredientes sólidos en un bol. Mezclamos. Añadimos los ingredientes líquidos. Empezamos a amasar (yo lo hice con el gancho amasador de la Kitchen Aid).

A diferencia de lo que advertía la receta, mi masa no quedó muy pegajosa. Después de unos 10 minutos de amasado, la masa se pegaba un poquito a las manos pero nada que no se pudiera controlar con relativa facilidad. No es necesario incorporar harina a la masa.

Pasa la masa a un bol y deja que fermente hasta que duplique su volumen (yo la dejé tres horas tapada con un paño de cocina dentro del horno apagado).

Una vez haya doblado su volumen, extiende la masa con un rodillo sobre una superficie ligeramente enharinada hasta formar un rectángulo de aproximadamente 30 x 20 cm y unos 3 mm de grosor.

Prepara el relleno. Mezcla todos los ingredientes del relleno en un bol y extiéndelo sobre la masa estirada (yo lo hice con la ayuda de una rasqueta).

Ve enrollando la masa por el extremo largo hasta que tengas un tubo cilíndrico de masa. Corta con un cuchillo 12 porciones y ponlas sobre un molde o bandeja con la parte del espiral hacia arriba. Yo aproveché para darle uso a mi chachi molde de lunares de Greengate que compré hace tiempo :)

Tápalos con un trapo o papel film y vuelve a dejar que fermenten hasta que doblen su volumen (yo los tuve unos 45-60 minutos).

Precalienta el horno a 180º. Mete los bollitos durante unos 25 minutos y… ¡a comer! Quedan unos bollos muy esponjosos, y tibios, están de muerte lenta ;P