False
16 septiembre 2015

carob cookies

Después de unos cuantos meses sin publicar, estas galletas de algarroba inauguran nueva etapa y nuevo horno :)

Ésta es la primera vez que cocino algo con algarroba. La descubrí por casualidad hace un tiempo, cuando probé unas cookies de algarroba en Sopa Barcelona (es un restaurante vegetariano, con un local muy chulo, donde se come muy bien).

Hasta ese momento, todo lo que sabía sobre esta legumbre era que la comían los cerdos, pero se ve que también se puede utilizar en la cocina como un sustitutivo del chocolate. No requiere azúcar porque ya tiene un sabor dulce y tiene menos grasa que el chocolate. Se puede utilizar para hacer un “chocolate” a la taza (con algarroba en vez de choco), bizcochos, galletas, helados…

Para hacer estas galletas, necesitarás algarroba tostada en polvo. Yo la compré de cultivo ecológico y me costó unos 3 € el paquete de 250 g.

Además de llevar algarroba, estas galletas son veganas y sin azúcar.

Puedes ver otras galletas veganas aquí y sin azúcar, aquí.

sugar free cookies

RECETA DE GALLETAS DE ALGARROBA

Receta del libro Vegan Cookies. De este libro hice también estas galletas de calabaza.

Con estas cantidades salen unas 18-20 galletas.

Ingredientes

  • 70 g de leche vegetal (yo usé de avena)
  • 10 g de semillas de lino (2 cucharaditas)
  • 85 g de aceite (la receta original usa aceite de colza, yo usé aceite de oliva virgen extra)
  • 2 cucharaditas de vainilla (la receta original usa extracto de vainilla, yo usé esta vainilla en pasta)
  • 175 g de harina integral de trigo (yo usé ésta de El Amasadero)
  • 45 g de algarroba tostada en polvo
  • 110 g de tagatosa (cuando las vuelva a hacer, las haré con menos tagatosa, unos 50 g creo que serán más que suficientes. Si las quieres hacer con azúcar, prueba con 100 – 150 g de azúcar, según lo dulces que las quieras). Yo compro la tagatosa aquí.
  • 1/2 cucharadita de bicarbonato sódico
  • 1/2 cucharadita de levadura Royal
  • 1/2 cucharadita de sal
  • Un puñado de pasas
  • Un puñado de cacahuetes pelados troceados (si no tienes, puedes echar nueces).

Elaboración

Precalentar el horno a 175º.

En un bol, mezcla la leche vegetal, las semillas de lino, el aceite, la vainilla y la tagatosa. Mezcla hasta que todos los ingredientes estén bien integrados y la mezcla esté cremosa.

En otro bol, tamiza la harina, la algarroba, el bicarbonato sódico, la sal y la levadura Royal.

Incorpora este bol al bol de los líquidos. Mezcla lo justo, no batas en exceso. Echa las pasas y los cacahuetes mientras acabas de mezclar.

Si la masa queda muy pegajosa, métela en la nevera durante 30 minutos. La mía quedó bien, manejable, no la tuve que meter en la nevera.

Coge porciones de masa y haz una bola con las manos. Pon la bola en papel sobre la bandeja del horno y aplástala con las manos. Deja un poco de separación entre las galletas porque van a crecer un poco durante la cocción (deja un poco de espacio pero aprovecha la hornada).

Hornéalas durante unos 10 minutos, hasta que las galletas se expandan y se quiebren ligeramente por la superficie. Al sacarlas, deja que se enfríen sobre una rejilla y, una vez frías, guárdalas en un recipiente hermético.

Estas galletas quedan blanditas y se mantienen en buen estado bastantes días.